Noticias

 

Disfruta del invierno sin preocupaciones

Consejos prácticos para mantener y cuidar tu vehículo en invierno

consejosvehiculoinvierno

Ha llegado el invierno y las bajas temperaturas y nuestro automóvil  requiere de unos cuidados especiales con el fin de que se mantenga en buenas condiciones, especialmente si no disponemos de garaje cerrado. Pero, si se toman las precauciones necesarias, ni tu coche, ni la seguridad de los ocupantes tienen por qué versen afectadas por el frío.

Estos cuidados abarcan tanto cuestiones de mantenimiento como del uso que hagamos del vehículo. Estos son algunos consejos prácticos que te recomendamos para mantener tu vehículo en invierno:

  • Calentar el motor al ralentí:  si el coche pasa la noche a la intemperie, cuando encendamos el motor debemos dejar pasar unos minutos antes de iniciar la marcha para que todos los líquidos que garantizan el buen funcionamiento del motor (aceite, líquido de dirección, frenos, etc) puedan alcanzar la temperatura adecuada para que realicen su función correctamente.
  • Cables y bujías: Al menos en invierno debemos revisar a fondo toda la mecánica del coche, levantar el capó para detectar posibles cables pelados y comprobar el estado de las bujías.
  • Batería: es uno de los elementos mecánicos que más sufre las bajas temperaturas durante el invierno, por lo que debemos comprobar que su estado y nivel de carga es el adecuado porque es muy frecuente que se descarguen de golpe y pierdan prácticamente la efectividad y capacidad para recuperarse, sobre todo cuando ya han superado los 4 años.
  • Líquido refrigerante – anticongelante: Es vital para la protección de circuito de refrigeración, principalmente en zonas con temperaturas bajo cero, ya que el hielo causaría graves daños en el motor. Lo recomendable es cambiarlo cada dos años o cada 40.000 kilómetros.
  • Limpiaparabrisas: debemos hacer un buen mantenimiento de los mismos y cambiarlos si hacen ruido al funcionar o dejan surcos y llevar siempre lleno el depósito del lavaparabrisas con detergente (podemos añadirle un poco de anticongelante rebajado)
  • Neumáticos: es imprescindible revisar el estado y mantenimiento de los mismos, la presión y el dibujo de las gomas (no debería ser inferior a 3mm) puesto que son el único contacto con el suelo. Deben ser de calidad suficiente para mantenerse flexibles pese a las bajas temperaturas del invierno y mantener el agarre pese a la lluvia si no ponemos neumáticos de invierno.
  • Luces del vehículo:  Durante todo el año, pero especialmente en invierno, hemos de tenerlas en perfectas condiciones, interiores y exteriores, tanto para ver nosotros como para ser visibles para el resto de automóviles que circulan por la carretera. 
  • Sistema de Calefacción y Aire Acondicionado:  es muy importante comprobar el correcto funcionamiento de la calefacción y debemos mantener el circuito de Aire Acondicionado cargado de gas, pues es aire seco y ayuda notablemente a evaporar el vaho de las lunas del vehículo. Recordar que aire acondicionado no significa “aire frío”, sino que también puede acondicionarse el aire caliente. Es recomendable comprobar también las lunetas térmicas, el alternador y la correa del circuito eléctrico.
  • Aceite de motor: Si es el momento de cambiar el aceite de tu coche, lo mejor es que optes por uno de viscosidad baja (5W-40) para mejorar la resistencia del motor.
  • Amortiguadores: Si quieres dejar tu coche a punto, no puedes pasar por alto revisar sus amortiguadores.
  • Accesorios para el invierno:  Es aconsejable llevar en el interior del vehículo una paleta de plástico para rascar la escarcha acumulada en la luna delantera, llevar siempre cadenas, mantas, el depósito de combustible lo más lleno posible y provisiones para alimentarse en caso de salir de viaje. Junto a lo obligatorio (el chaleco, triángulos, un juego de luces de repuesto y una rueda de emergencia), conviene llevar una linterna, la batería del teléfono móvil cargada por completo, agua, algo de alimento, ropa de abrigo, guantes, una manta, un kit de primeros auxilios y el depósito de combustible lleno. También es recomendable tener a mano unas pinzas de batería.

Ya tenemos nuestro vehículo listo para pasar un buen invierno. Pero, si no dispones de tiempo para realizar esta revisión, en Cuellar Zaragoza estaremos encantados de atenderte y realizar una eficaz y correcta puesta a punto a tu vehículo. Solicita Cita Previa y nosotros nos encargamos de todo.

 

 

 

Back to top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies